Desde el segundo semestre de 2019, las tarifas se actualizarán por inflación

Shares

El ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, adelantó ayer que a partir del segundo semestre de 2019 las tarifas de los servicios de energía eléctrica y gas comenzarán a actualizarse solamente por inflación. Esto es, en la práctica, la confirmación de que en el final de la primera presidencia de Mauricio Macri el Gobierno dejará de subsidiar la producción de la energía y las distribuidoras ya cobrarán plenamente sus tarifas.

“A partir del segundo semestre de 2019, el Gobierno se ha propuesto cumplir con la ley y que desde ese momento solamente haya aumentos por el índice inflacionario, conforme lo dice el marco regulatorio”, dijo Aranguren en declaraciones a Radio La Red.

El ministro también repasó los aumentos que se acordaron tras las últimas audiencias públicas, celebradas la semana pasada. “El gas aumenta de u$s 3,77 por millón de BTU a u$s 4,19 (en un promedio ponderado de todas las categorías) ahora en diciembre, y se está aplicando en todo el país la segunda cuota del aumento de distribución”, explicó. “En promedio, en todo el país en diciembre el gas va a aumentar un 45%. El aumento irá de 22% a 60% como máximo, depende la conducta de cada uno de los usuarios”, completó.

Por otra parte, Aranguren señaló que “en el caso de la luz, en todo el país la generación y el transporte se incrementarán un 21% en diciembre y un 13% en enero, que acumulado da 38%”. “En el caso de Capital y Gran Buenos Aires se agrega la segunda cuota de la recomposición de la distribución”, indicó.

El funcionario explicó que “en diciembre, el 90% de los usuarios van a tener como máximo un aumento de 39%, mientras que el 10% restante subas inferiores a 47%. Asimismo, en febrero el 90% tendrá un incremento inferior al 18% y el 10% restante que más consume, un aumento inferior a 28%”.

Consultado sobre los cortes de energía eléctrica, Aranguren dijo que “en el período enero-agosto 2017 hubo 45% menos de cortes que el mismo período del año anterior”, y pronosticó que “este verano, a igualdad de temperatura, vamos a tener menos cortes que el año pasado”. “Estamos teniendo menos cortes que el año anterior y muchísimos menos que en 2015”, remarcó Aranguren.