La familia Maldonado repudió la promoción de Emmanuel Echazú

Shares

Tras conocerse el ascenso para Emmanuel Echazú, el único miembro de la Gendarmería imputado en el caso de Santiago Maldonado, la familia del joven que desapareció durante la represión de esa fuerza a la comunidad mapuche de Cushamen y apareció muerto 78 días después en el río Chubut exigió que sea revocado. Los familiares de Santiago consideraron que la decisión refrendada por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, es “impropia y desaconsejable” dado que todavía el juez Gustavo Lleral investiga “la responsabilidad de ese y otros agentes en un caso gravísimo”.

Bajo el título de “Impunidad en ascenso”, la familia Maldonado señaló en un comunicado que la causa en la que se investiga las circunstancias en que desapareció y murió Santiago continúa caratulada como desaparición forzada de persona y aún no fue cerrada. En ese marco, evaluó que la promoción del gendarme es “como mínimo prematura”.

“El ascenso de un agente en esas condiciones resulta impropio y desaconsejable, ya que podría suponer cierto aval a prácticas represivas ilegales y una provocación a los familiares de las víctimas”, alertaron los Maldonado en el documento.“Creemos que la resolución debe ser revocada en cuanto a los gendarmes bajo investigación y así lo exigimos”, concluyeron.

Echazú es el único efectivo de la Gendarmería imputado en la investigación por la desaparición y muerte Maldonado. El gendarme fue uno de los que en la represión de la Gendarmería contra la comunidad mapuche Pu Lof en Resistencia de Cushamen persiguió a los integrantes de la comunidad, con quienes estaba Santiago, hasta la vera del río Chubut, algo que en principio la propia fuerza se había encargado de negar.

La promoción del gendarme fue firmada por Bullrich y publicada esta mañana en el Boletín Oficial junto a los nombres de otros efectivos ascendidos. Según detalla la resolución, la promoción fue considerada “por el respectivo organismo de calificación, no existiendo impedimentos para su promoción al grado inmediato superior”.

Echazú, que integra el Escuadrón 36 de El Bolsón, fue ascendido “al grado inmediatamente superior” al de subalférez que poseía hasta el 31 de diciembre de 2017. En la causa por la desaparición forzada de Maldonado, Echazú había declarado bajo juramento que recibió un piedrazo de los mapuches al borde de la ruta 40, en la entrada a la comunidad mapuche, lo que habría utilizado como argumento la fuerza federal para ingresar en la comunidad bajo la figura de “flagrancia” y así forzar la orden judicial que solo habilitaba despejar la ruta. Sin embargo, su declaración se contradice con las imágenes que lo muestran a la vera del río Chubut ensangrentado, por lo cual el juzgado de Esquel había pedido que se realizaran peritajes para definir el origen del sangrado.

Echazú fue ascendido junto a otros integrantes de la Gendarmería. En los fundamentos de la resolución se aclara que la promoción de los gendarmes estaba “supeditada a causas o situaciones que al presente se encuentran superadas”.

Santiago Maldonado fue visto por última vez el 1º de agosto pasado durante un operativo violento realizado por Gendarmería Nacional dentro de la comunidad mapuche de Cushamen, en el noroeste de la provincia de Chubut, luego de haber despejado un corte de ruta realizado por miembros de ese Pu Lof. El cuerpo del joven artesano fue encontrado 78 días después de la represión, el 17 de octubre pasado, en aguas del Río Chubut. Si bien las pericias concluyeron que Santiago Maldonado murió ahogado, la Justicia no pudo establecer aún las circunstancias en las que se produjo el deceso.

La fiscal que interviene en el caso, Silvina Ávila, había solicitado el cambio de carátula de la causa de “desaparición forzada” a “muerte dudosa” pero el planteo fue rechazado en los últimos días de diciembre pasado por el juez federal Gustavo Lleral.